top

Tarta tatin de melocotón y helado de yogur

INGREDIENTES

– 1 limón (ralladura)
– 1 placa de hojaldre
– 1 yogur griego (125 gr)
– 600 gr de melocotones
– 1 cdta de canela molida
– 1 cda de sirope de agave
– 300 gr de fruta congelada
– 120 ml de sirope de agave
– Media cdta de jengibre molido
Left Parallax Background Element

Elaboración

Precaliente el horno a 240ºC. En una sartén amplia y profunda a fuego medio ir colocando las mitades de melocotón pelados y sin el hueso, con un poco de agua, durante un par de minutos. Añadir la canela, el jengibre y el sirope de agave. Mezclar bien y distribuir de forma homogénea todos los ingredientes.

Colocar la masa de hojaldre sobre los melocotones, usando una cuchara de madera para empujarla hacia los bordes de la sartén, y recorte cualquier exceso para cubrir pequeños huecos, si es necesario. Hornear en la parte inferior del horno durante 15-16 minutos, o hasta que esté dorado y se haya hinchado ligeramente.

Mientras se hornea, hacemos el helado de yogur, mezclando la fruta congelada, el yogur griego, el sirope de agave (1 cucharada) y la ralladura de limón en un robot de cocina hasta conseguir una textura homogénea. Pasar la mezcla a un recipiente hermético, que pueda ir al congelador, hasta la hora de servir.

Sacar la tarta del horno y colocar con cuidado en un plato, dejando templar. Para servir cortamos una porción de la tarta y colocamos una buena bola de helado por encima. Espolvoreamos con canela, un hilo de aceite de oliva de buena calidad y/o frutos secos al gusto.

Nuestro programa en youtube

EL
MELOCOTÓN

Es el fruto de melocotonero, de pulpa carnosa y un hueso central. Se cree que su nombre procede de Persia (Prunus Persica), sin embargo hay escritos que lo ponen en China, sobre el 3er. milenio A.C. y era considerado símbolo de la fecundidad.

Puede ser de pulpa amarilla o blanca según su variedad. Y de él, derivan frutas como la nectarina o el paraguayo, que ya hemos visto en recetas anteriores. Actualmente existen mas de 2000 variedades, y a pesar de la agricultura intensiva (con la que podemos tenerla todo el año), la mejor época para consumir esta fruta es desde mayo a septiembre.

Preparación

Ya en cocina, es una fruta que normalmente se come cruda, ya sea sola, como en ensaladas, macedonias, en cocteles, en repostería y en helados. También se suele utilizar en recetas en caliente, en forma desecada (orejones), como por ejemplo en currys, tajines, o como en este caso, horneado. Así que no podemos dejar pasar esta fruta en periodo estival porque su sabor, su aportación nutricional y su carácter refrescante hacen de ella una fruta simplemente… maravillosa.

Propiedades y beneficios

En cuanto a su valor nutricional, decir que posee muy pocas calorías, ya que tiene alto contenido en agua y fibra, dar mención especial a las vitaminas del grupo A y aporte interesante de minerales como el magnesio, el potasio, el calcio y el yodo.

Debido a su delicadeza como fruto, deben conservarse a temperatura ambiente hasta su maduración, momento en el que se torna en color amarillo intenso. Y si lo reservamos en la nevera, debe hacerse separado de otras frutas.

CATEGORÍA