¿De qué lado va primero el matambre a la parrilla?

Si eres un amante de la parrilla, seguramente te has preguntado alguna vez ¿de qué lado va primero el matambre, la parte con la grasa o la magra? Y es que, aunque parezca una pregunta sencilla, la respuesta no lo es tanto. Algunos dicen que se debe empezar por el lado de la grasa, mientras que otros aseguran que es mejor comenzar por la parte magra. En este artículo, te vamos a explicar todo lo que necesitas saber sobre este tema tan controvertido. ¡Ponte cómodo y presta atención! ¡Comencemos!

Índice

Secreto de parrillero: ¿Qué lado poner primero en la parrilla?

Si eres un amante de la carne asada, seguro te has preguntado alguna vez qué lado poner primero en la parrilla. Es una pregunta que ha generado muchas discusiones y debates entre los parrilleros y expertos en carnes. Pero, ¿hay una respuesta definitiva?

En realidad, no hay una respuesta única y definitiva a esta pregunta. Depende del corte de carne que estés cocinando y de tus preferencias personales. Sin embargo, hay algunas recomendaciones que puedes seguir para obtener el mejor resultado:

  • Para cortes finos: como el lomo o el solomillo, lo mejor es sellarlos primero a fuego alto por ambos lados para evitar que pierdan jugosidad. Después, baja el fuego y cocina a tu gusto.
  • Para cortes gruesos: como el bife de chorizo o el ojo de bife, es mejor cocinarlos primero a fuego medio-bajo para que se cocinen bien por dentro. Luego, sube el fuego para dorar la superficie.
  • Para cortes con hueso: como la costilla o el asado, lo ideal es cocinarlos primero con el hueso hacia abajo para que se cocine bien la carne alrededor del hueso. Después, dales vuelta y cocina a tu gusto.

Recuerda que cada parrillero tiene su propio estilo y técnica, así que experimenta y encuentra lo que funciona mejor para ti. Y sobre todo, ¡disfruta de la carne asada!

¿Qué corte se usa para el matambre?

El matambre es un corte muy popular en Argentina y Uruguay, y se utiliza en muchas recetas de la cocina latinoamericana. Para obtener el matambre, se utiliza un corte de carne vacuna que se encuentra ubicado en la zona del vientre del animal.

En concreto, el matambre se obtiene a partir del corte transversal de dos costillas que se encuentra en la parte inferior del animal. Es un corte delgado, con una capa de grasa en uno de sus lados, y una textura suave y jugosa.

Para cocinar el matambre, es importante prestar atención a su preparación previa. Es recomendable marinarlo al menos durante una noche antes de cocinarlo, para que la carne tome sabor y se ablande. Además, es importante retirar la capa de grasa antes de cocinarlo, para evitar que el fuego se avive demasiado.

El matambre es un corte muy versátil, que se puede asar a la parrilla, cocinar al horno o incluso utilizar en empanadas o como relleno de otros platos.

¡Venga, que ya sabes el secreto del matambre perfecto a la parrilla! Arranca con la parte grasosa hacia abajo y déjalo hacer chisporroteo un buen rato. Luego, solo dale la vuelta y a disfrutar. ¡Esto es oro parrillero! Gracias por echar un ojo al artículo. ¡Al lío y a triunfar con ese asado!

Te puede interesar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad