¿Cómo hacer pulpo a la gallega con pulpo envasado?

Si eres un amante de la comida española, seguramente habrás oído hablar del delicioso plato de "pulpo a la gallega". Este plato tradicional gallego es un manjar para el paladar y se suele servir como aperitivo o entrante. Pero, ¿qué pasa si no tienes acceso a pulpo fresco? No te preocupes, porque en este artículo te enseñaremos cómo preparar pulpo a la gallega con pulpo envasado. Sí, has leído bien. ¡Con pulpo envasado! Así que saca tu olla y prepárate para cocinar un plato sabroso y sencillo en casa.

Índice

Cómo calentar pulpo envasado al vacío

Si has comprado pulpo envasado al vacío y no sabes cómo calentarlo adecuadamente, ¡no te preocupes! Aquí te traigo algunos consejos prácticos para que puedas disfrutar de un delicioso pulpo a la gallega en cuestión de minutos.

Consejo 1: Lo primero que debes hacer es dejar que el pulpo envasado al vacío se descongele completamente. Para hacerlo, colócalo en un recipiente con agua fría durante unas horas o déjalo en el refrigerador de un día para otro. Nunca utilices agua caliente para descongelarlo, ya que esto puede afectar la textura y el sabor del pulpo.

Consejo 2: Una vez que el pulpo esté completamente descongelado, sácalo del envase y escúrrelo bien para eliminar el exceso de líquido. Si lo deseas, puedes cortarlo en trozos del tamaño que prefieras.

Consejo 3: Para calentar el pulpo, puedes utilizar varios métodos. Uno de los más simples es cocinarlo en agua caliente durante unos minutos. Para ello, pon a calentar una olla con suficiente agua para cubrir el pulpo y añade un poco de sal y una hoja de laurel. Cuando el agua esté hirviendo, añade el pulpo y déjalo cocinar durante unos 5-7 minutos. Luego, retira el pulpo del agua y déjalo reposar durante unos minutos antes de servir.

Consejo 4: Otra opción es calentar el pulpo en una sartén o plancha. Para ello, añade un poco de aceite de oliva en la sartén o plancha y caliéntala a fuego medio-alto. Añade el pulpo y déjalo cocinar durante unos minutos por cada lado, hasta que esté dorado y caliente.

Consejo 5: Una vez que el pulpo esté caliente, puedes servirlo con un poco de aceite de oliva, sal y pimentón. También puedes acompañarlo con patatas cocidas o una ensalada fresca.

Siguiendo estos consejos prácticos, podrás calentar el pulpo envasado al vacío de manera rápida y sencilla, manteniendo su sabor y textura originales. ¡Buen provecho!

Trucos para ablandar pulpo de bolsa fácilmente

Si eres de los que te gusta disfrutar de un buen pulpo a la gallega, pero no tienes acceso a un pulpo fresco, no te preocupes, el pulpo envasado también puede ser una buena opción. Sin embargo, es probable que te encuentres con un pulpo duro y difícil de masticar. Por suerte, existen algunos trucos para ablandar el pulpo de bolsa fácilmente.

1. Congelar y descongelar

Un truco muy efectivo es congelar el pulpo durante 24 horas y después descongelarlo en la nevera. Repite este proceso una vez más antes de cocinarlo. De esta forma, las fibras musculares del pulpo se rompen y se ablanda.

2. Golpear el pulpo

Otro método consiste en golpear el pulpo varias veces contra una superficie dura, como una tabla de cortar. Esto también ayuda a romper las fibras musculares y a ablandarlo.

3. Cocinar con una tapa

Al cocinar el pulpo, asegúrate de hacerlo con una tapa. De esta manera, el vapor se acumula dentro de la olla y ayuda a ablandar el pulpo.

4. Agregar una cebolla a la cocción

Otro truco es agregar una cebolla pelada y cortada a la cocción del pulpo. La cebolla contiene enzimas que ayudan a ablandar la carne del pulpo.

Con estos trucos, podrás disfrutar de un delicioso pulpo a la gallega con pulpo envasado sin preocuparte por su textura dura. ¡Buen provecho!

¡Espero que te animes a probar este clásico gallego con pulpo envasado y que te quede de rechupete! Si te ha molado la receta, dale caña en la cocina. ¡Chao, que aproveche!

Te puede interesar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad